Ante cualquier duda comunicarse vía correo electrónico a cgt.chile@gmail.com y/o comunicarse vía whatsApp al +569 84495318.

PULSO SINDICAL DIARIO DE LA CGT CHILE 22 JUNIO 2022


*****
"..En la posta del seguro tos y sangre, con una libreta verde tos y sangre, jornalero desde el alba chuzo al hombro.." 
            canta Quelentaro
*****
1.- Todos buscamos crecer y ser mejores, menos aquellos que nacieron en cuna de oro y recibieron  bienes que son fruto del abuso y la explotación. Podrá haber excepciones, pero sólo confirman la regla.   

Con más o menos esfuerzo, muchos estudiaron y se prepararon para llegar a desarrollar un oficio o profesión que, junto con hacerles sentir satisfechos por lograr una meta, les asegurara un futuro en el que pudieran realizar al menos parte de sus sueños. Y es que vieron el sacrificio de sus padres quienes lucharon por lograr algo mejor de lo que en su tiempo vivieron, para entregar a los hijos una mayor esperanza, un posibilidad más cierta de que las cosas pueden cambiar si uno se esfuerza. Por generaciones supieron lo que era contentarse con lo minimo y cuanto hubo que pelear para acceder a una vivienda digna y otros derechos que debieran ser propios de cada familia y que sin embargo se pelean toda la vida, corriendo el riesgo cierto de que a veces no se concreten. 

Muchos debieron contentarse con lo mínimo, aunque al mismo tiempo adquirieron valores que los fueron preparando para lo que se venía. Nunca dejaron de lado ni renegaron de sus raíces y, a su modo, han apoyado cada una de las causas que expresan claramente la demanda del cambio social, la exigencia de una sociedad más justa y digna. Sin embargo, muchas veces pueden hacer poco o nada ante el desconocimiento de cómo funciona esta sociedad y los caminos para concretar el cambio. No hay que dejarlos solos.  

Hubo algunos que escucharon otras voces, que les dijeron que lo colectivo no era el camino. Que la lucha para llegar a concretar sueños es una cuestión personal y solo se consiguen frutos, si se tiene claro que hay que pasar por sobre todo aquello que se presente como un obstáculo, sin importar si ese obstáculo son otras personas. Y se compraron el discurso de los poderosos, hicieron grandes esfuerzos para generar emprendimientos y transformarse en micro empresarios, comerciantes independientes, renegando de todo aquello que pudiera poner en riesgo lo alcanzado. Los menos han llegado a prosperar, los más debieron comenzar de nuevo, con una rabia acumulada y mucho resentimiento que generalmente los pone en contra de las voces de cambio. Se resisten a entender que no llegaran a ser ricos.  

Por último, están los que desde siempre fueron dejados de lado y no tuvieron ni siquiera las mínimas posibilidades para encontrar un camino. Lograron sobrevivir para llegar a integrar bandas y pandillas que roban las casas de sus vecinos, no tienen el más mínimo respeto por el entorno  y viven una vida de desenfreno que en el común de los casos culmina de mala manera. Son los hijos del sistema de segregación en el que hemos vivido por mucho tiempo, sistema que las élites se niegan a reconocer. Se regeneran y mantienen, corrompiendo a niños y adolescentes quienes hacen el trabajo sucio. Muchas veces se prestan para servir de freno a las demandas populares, jugando el rol de sicarios del poder. 

2.- Lo anterior es, a groso modo, la estructura social que impera en nuestro país y se mantendrá sin muchas variaciones hasta que seamos capaces de generar un gran esquema de educación y organización que pueda llevar adelante el desafío de formar a los que quieren el cambio, explicar a quienes aspiran a tener riquezas que si no son capitalistas o dependen del sistema no lograran nada más que frustración, así como liberar de las redes de la corrupción y la delincuencia a miles, generando las condiciones que permitan romper ese lazo.

Guste o no todos somos pueblo y no se puede dejar de lado el intento de atraerlos a todos a las posiciones correctas. De alguna manera, tarde o temprano debe imponerse la razón.

*****

Nuestra fuerza la Unidad   
Muestra meta la Victoria


MANUEL AHUMADA LILLO 
Departamento de Comunicaciones y Difusión C.G.T. CHILE